Lo más reciente! / Ser feliz y coaching /
Miércoles, 21 Diciembre 2016

Cómo aprender a meditar para lograr desconectarnos y relajarnos

Etiquetas: , ,

Hoy en día vivimos en un mundo agitado. Todo es para ahora y no tenemos tiempo de sobra. Debemos cumplir en todos los frentes  y vamos dejando poco tiempo para preocuparnos y conectarnos con nosotras. Cómo aprender a meditar se vuelve necesario para encontrar esos espacios y poder dejar de lado el cuerpo y la mente, para centrarse en el aquí y ahora. Es un ejercicio muy poderoso para nuestra mente.

La meditación es una técnica que tiene múltiples beneficios: nos relaja, mejora nuestra salud, nos entrega mayor seguridad, creatividad, nos conecta con nosotras y con el mundo de una manera distinta. 

Puedes leer también Detente un momento y aprende a disfrutar tu soledad escogida

Realizar una meditación no es difícil. Abajo encontrarán una pequeña guía para poder comenzar con esta técnica.

Cómo aprender a meditar:

1.- Elegir un lugar y tratar de mantenerlo siempre para que se haga rutina. La iluminación no debe encandilar y debemos utilizar ropa cómoda.

2.- Tomar las precauciones para evitar posibles interrupciones: desconectar el teléfono, cerrar la puerta y avisar que no molesten por los próximos cinco minutos.

3.- Ya en el lugar, sentarse en una posición cómoda cerrar los ojos y comenzar a prestar atención a nuestra respiración y empezar a relajarnos.

4.- Ignorar, en la medida de lo posible, todos los ruidos externos, dejar de lado todos los pensamientos y comencemos a evitar sentimientos o sensaciones corporales.

5.- Planear meditar de 3 a 5 minutos por día. Elijamos un período corto que nos permita cumplir el plazo, sin importar lo que sentimos. A medida que vayamos logrando cumplir los tiempos con total concentración, podemos ir aumentando gradualmente el tiempo hasta llegar a 30 minutos diarios.

6.- Si queremos hacerlo dos veces al día, se recomienda hacer una de ellas antes de dormir para liberar la mente y las tensiones.

7.- Una vez que encontremos nuestra posición cómoda, concentrémonos en un tema principal. Si nuestro sentido más agudo es la visión, hagámoslo mirando la llama de una vela o la foto de algún familiar cercano. Si es el oído, podemos hacerlo a través de ese sentido.

8.- Si lo hacemos con la visión, miremos durante 20 segundos; luego cerremos los ojos y copiemos esa imagen en nuestra mente. Una vez que se desvanece, repetimos el proceso por todo el tiempo de meditación.

9.- Si utilizamos el oído, cerremos los ojos y escuchemos música del tipo sonido del mar, lluvia o música clásica. También podemos repetir alguna palabra real o inventada, que no nos distraiga con su significado. La podemos repetir rápido o lento, como nos sintamos más cómodas.

10.- Si deseamos, podemos ocupar el mantra Om, estirando la m lo máximo que podamos, percibiendo la vibración. Concentrarnos en la respiración es fundamental.

11.- No encerrarnos en ninguno de estos métodos. Pero si elegimos uno, lo recomendable es mantenerlo al menos dos semanas. Tiempo suficiente para darle tiempo a la técnica, aunque no sea la definitiva.

Tratemos de utilizar la meditación para conectarnos nuevamente con nosotras. Conocer nuestra respiración y despejar nuestra mente de los ajetreos del día. Seguro sacaremos puras cosas positivas.

Esperamos que esta guía de cómo aprender a meditar les sirva de inspiración para comenzar a incorporar la meditación en su rutina. ¡Podrán encontrar puros beneficios!

Te puede interesar El poder de nuestras voces internas

Leer articulo completo

Comentarios

Lo que podría gustarte